La mujer, la dieta y el fitness

La mujer, la dieta y el fitness

Cuando estamos en la época veraniega, como estamos atravesando en este momento, la mujer de cara a la primavera-verano, se acuerda que esos kilos que se aumentaron durante la época invernal, por lo que decide ponerse en manos de un profesional de la nutrición, para que le indique los alimentos que debe consumir, sumado a la actividad física, para que el cuerpo no solo se moldee sino que tenga un aspecto saludable. O sea, la mujer, la dieta y el fitness es lo que estará en mente.

Con la temporada veraniega, hay miles de dietas que la mujer si no va a un nutricionista, elije al azar en una revista de salud. Lo cual, no es conveniente.

La dieta y la actividad física

Cada dieta y actividad física que una mujer debe tener debe ser de acuerdo a su edad, físico y etapa personal para que la dieta, sea eficaz. Con la ayuda de un profesional de la nutrición indicará a cada mujer y caso, la dieta y ejercicio físico a seguir.

No es lo mismo una dieta para una joven de 20-35 años que puede reproducir, que una mujer de 45-55 años  que entra en la edad de una premenopausia  y menopausia o la mujer de 55 años en adelante para conservar la masa corporal.

Para una mujer de 20-35 años debe abundar la fruta, verduras, el pescado azul, carnes magras, lácteos, el beber dos litros de agua, que muchas solo beben dos vasos y con eso creen que es suficiente. El pis, debe ser blanco cuando se orina, no amarillo porque los riñones no estarán funcionando como debiera. Si solo se consume dos vasos de agua por comida o en todo el día, los riñones se vuelven perezosos.

Si el nutricionista cree conveniente que se consuma complementos de Vitamina C y vitaminas del Grupo B, acompañado de ejercicios aeróbicos moderado como zumba, aerobox o running.  Evitará que la mujer de esa edad no presente a futuro obesidad.

Cambios en la mujer de 45-55

En cambio la mujer de 45-55 años la dieta que debería consumir, sería alimentos con fibra, proteínas de valor biológico y una barrita de chocolate negro para evitar la ansiedad que a veces se suele provocar en la época de premenopausia y menopausia.

En esta edad, la mujer se queja mucho que se hincha, que siente pesadez, que tiene calores, inclusive que tiene dolores frecuentes de cabeza.

Es recomendable en esta etapa dos suplementos: la griffonia y el Omega3. Con respecto al ejercicio físico: necesita ejercicios de musculación o tonificación, amén del aeróbico moderado. También se suele sugerir, que hagan pilates o yoga para cuando han tenido episodios de ansiedad y estrés.

La mujer a los 55 en adelante

Ya en la edad de los 55 años en adelante, la mujer deberá consumir huevos, verduras, pescado azul, pollo sin piel, carnes magras, frutas. Si el nutricionista sugiere un suplemento alimentario, podrá sugerir el zinc, la vitamina D y E y el calcio para beneficiar los huesos.
Todos estos consejos que se da son para que la mujer lleve una vida sana, equilibrada y feliz, sin estar abandonando la dieta y el ejercicio.

Y tu, con tu edad, ¿ya has decidido qué hacer para verte saludable?

Related posts

Leave a Comment

*