¿Por qué deberíamos estudiar un idioma extranjero?

aprender1

Hay personas que se preguntan: ¿para qué voy a estudiar otro idioma, si no me voy a mover de mi propio país? otros en cambio se preguntan: ¿por qué no estudiar otro idioma si tengo facilidad? Convengamos que los padres se han mentalizado y se preocupan para que sus hijos estudien un idioma extranjero, o bien, viajen a un país extranjero, para que aprendan a comunicarse en el idioma de ese país electo.

Hay jóvenes a quienes les cuesta estudiar un idioma o por obligación escolar o porque los padres les envían a una academia, lo estudian, pero en realidad a la primera lo abandonarán o se llevarán la materia porque no es lo que ellos desean estudiar.

En cambio, las personas mayores que sí se preocupan por aprenderlo es porque no se les obliga, sino que lo hacen por gusto. 

Hemos hablado con Beatriz, docente de nivel secundario y le hemos hecho varias preguntas, como estas que leerán a continuación:

  • Beatriz, díganos, ¿es difícil ser docente de lengua extranjera en un colegio?

– Es un tanto difícil ser docente de un idioma extranjero en el colegio. Con los más pequeños: les encantan aprender canciones, juegan con las palabras y comienzan a aprehender y aprender un segundo idioma jugando, están más receptivos. En cambio el adolescente en el ámbito escolar, hay dos clases de estudiantes: los que quieren aprender y los que por obligación estudian para pasar la materia, y se podría decir de una tercera parte: es la que no le gusta estudiar ni aprender un segundo idioma.

  • Qué medidas pedagógicas y psicológicas coge una profesora a la hora de enseñar?

– Se buscan estrategias para que el alumno aprenda a tener los conocimientos mínimos e indispensables para la comunicación, siempre siendo cautelosos a la hora de motivarlos.

  • ¿Los padres están de acuerdo o no con la enseñanza de un idioma extranjero en la escuela?

– Algunos si y otros no. Los padres no quieren que se les de tareas para el hogar para reforzar lo aprendido en clase, porque comentan que se les estropea el fin de semana o un viaje que deben hacer, porque no pueden ayudar a sus hijos o porque no pueden pagar una profesora extra-escolar.

Lo que no entienden los padres, que los ejercicios los deben hacer sus hijos, lo que les deben enseñar es responsabilidad, no pagar a un profesor aparte. Lo que sí molesta al docente es que ciertos padres, solo piensen que el fin de semana es para divertirse y que sus hijos, no les molesten haciéndoles preguntas sobre temas escolares, como es el caso del estudio del idioma extranjero.

  • Sabemos Beatriz que además enseña en una academia tanto para niños, jóvenes y adultos, ¿son más receptivos a estudiar un segundo idioma?

– En algunos casos si, en otros no. En caso de los niños y jóvenes estudian porque les mandan a estudiar sus padres. Algunos adolescentes necesitan estudiar porque las materias universitarias que han elegido también se puede desarrollar en un segundo idioma, y el adulto va más por aprender o porque es la asignatura pendiente de no haber estudiado cuando eran jóvenes. Estos últimos son más receptivos igual que los niños.

  •  ¿Hay padres que exigen a la hora que sus hijos van a la academia aprender un idioma, solo porque pagan?

– Hay padres que no toman conciencia. Hay padres que llenan a sus hijos de actividades, para no tener que aguantarlos en casa o porque ellos necesitan hacer actividades. También existen padres que, porque ellos pagan, le tienes que enseñar a los hijos lo que ellos quieren.

También hay padres y directores de academias, que porque los padres pagan, el director le dice al docente: exímelos para que pasen de nivel o perderé un cliente por tu culpa. Y hay padres que dicen: quiero el título para mi hijo que para eso pago.

Una vez fue tanta mi indignación que les pregunté a esos padres y directores de algunas academias con las que trabajé: ¿vosotros quieren que sus hijos aprendan o quieren solo el titulo y punto? Me contestaron: ambos. Entonces les respondí: quiero dejar bien claro, que si vosotros me dejan en mis manos enseñarles a sus hijos un idioma, mi responsabilidad civil es que vuestros hijos aprendan y no  a que sus hijos o los padres me vengan a decir que es lo que desean aprender o lo que debo enseñar.

Para aprender un idioma, se necesita ser responsable
Para aprender un idioma, se necesita ser responsable
  • Vemos que eres una profesora de armas a tomar. Imaginamos que quizás a muchos docente les pase lo mismo, y los padres deberían plantearse de reeducarse ellos y sus hijos a la hora de enviar a sus hijos a aprender un segundo idioma, y si ellos apoyarían haciéndolos responsables para que estudien.

– Así es, es muy difícil que los padres asuman que estudiar un segundo idioma, no es para solucionarles la vida, sino que tantos ellos como sus hijos aprendan que estudiar un segundo idioma implica responsabilidad.

  • Y por último, ¿qué espera aprender la persona adulta ante un idioma extranjero?

– Espera aprenderlo todo, porque generalmente son asignaturas pendientes, que quizás en su oportunidad de estudiante, no lo aprovecharon al máximo.

Agradecemos a Beatriz por su tiempo y deseamos que cada persona que desee aprender un idioma extranjero, lo haga a conciencia, lo mismo los padres que desean que sus hijos aprendan un segundo idioma pero responsablemente

Related posts

Leave a Comment

*